Los bancos ofrecieron una barra libre de crédito durante los años anteriores al comienzo de la crisis que alimentó la burbuja inmobiliaria y la orgía de consumo desenfrenado que nos hizo creernos ricos durante algunos años. Sin embargo, los requisitos para la concesión de préstamos se endurecieron al llegar las nubes negras a la economía. Desde entonces, y ante el empeoramiento progresivo de la situación, cada vez es más dificil obtener financiación.

creditosEn enero conocíamos la notícia de que el Banco de España limitaba los depósitos bancarios a una rentabilidad máxima del 3%, para frenar la guerra de las entidades por el ahorro de los ciudadanos y para alentar la concesión de nuevos préstamos. Sin embargo, las entidades financieras, lejos de incrementar los créditos concedidos, han vuelto a aumentar los requisitos para su concesión. Esta situación viene provocada por varios factores que enumeramos a continuación:

  1. Las previsiones para la economía española y para el mercado de trabajo continúan apuntando a un empeoramiento para este año 2013. Desde las más optimistas a las más pesimistas, todas apuntan a que la situación irá a peor. Esto se traduce en un menor número de personas solventes y un riesgo de que aumente la tasa de morosidad.
  2. El mercado bancario español se encuentra virtualmente intervenido y vigilado desde que se autorizó el rescate bancario desde Europa. El mercado interbancario fuera de España es inaccesible para la mayoría de entidades nacionales, por lo que si no son capaces de obtener financiación, mucho menos estarán dispuestas a ofrecerla.
  3. Así mismo, el rescate bancario ha implicado la adopción de una serie de medidas por parte de las entidades, como aumentar las reservas para hacer frente a la creciente morosidad, que ya supera el 11%, y que les obliga a endurecer los requisitos para la concesión de préstamos.
  4. El sector público se lleva cada vez más financiación de los bancos. Los créditos a ayuntamientos, administraciones y empresas públicas aumentaron durante el año 2012 casi un 20%. Por el contrario, el dinero para el sector privado no financiero y para las familias disminuyó más del 4%.

Esta situación de inaccesibilidad a los préstamos personales tradicionales ha provocado que muchas personas deban acudir a métodos alternativos y más caros para poder obtener financiación, como pueden ser los créditos rápidos que ofrecen empresas como BigBank, con la que se puede obtener hasta 10.000 euros, y los micropréstamos de hasta 600 € como los que ofrece Vivus.

Leave a reply

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong> 

required