Las cuentas de ahorro son un producto de que ofrecen los bancos para depositar los ahorros y obtener una rentabilidad por ellos. Se trata de un tipo de depósito bancario denominado «a la vista», en el que podemos sacar e ingresar dinero cuando deseemos. Su porcentaje de intereses está por debajo de los depósitos a plazo fijo, en los que debemos mantener el dinero en el banco un cierto periodo de tiempo para obtener la máxima rentabilidad.
Continue reading

Las cuentas corrientes son el producto más utilizado de las entidades financieras. Se trata de un acuerdo firmado entre el cliente y el banco, mediante el que el primero tiene la posibilidad de guardar su dinero en el segundo y tiene plena disposición para extraerlo e ingresar más cuando lo desee. A cambio, el banco le ofrece la seguridad de que su dinero estará a buen recaudo y, en ocasiones, otorgará un pequeño porcentaje de intereses que no suele llegar al 1%.
Continue reading

Las tarjetas bancarias tiene muchas ventajas a la hora de pagar, proporcionando comodidad y seguridad, además de no tener que llevar el dinero en efectivo. Los dos princiaples tipos de tarjetas que existen son las de crédito y las de débito. En la primera el dinero se nos presta para pagarlo más tarde, mientras que en la segunda el cobro se realiza en el momento.
Continue reading

Las tarjetas de débito son el tipo de tarjeta más común y la gran mayoría de bancos la ofrecen de forma totalmente gratuíta. Van vinculadas a una cuenta corriente y sirven para realizar distintas operaciones como consultar el saldo, comprar o retirar dinero en efectivo. La principal diferencia con las tarjetas de crédito es que el dinero se obtiene directamente de la cuenta corriente enlazada, apareciendo el cargo de forma instantánea, aunque en ocasiones puede demorarse hasta un par de días, sobretodo en pagos al extranjero.

tarjetas-de-debitoLa forma de las tarjetas de débito es igual a las tarjetas de crédito y a simple vista no suele haber ninguna diferencia. Se trata de una tarjeta de plástico de 8,5 centímetros de largo por 5,3 de ancho, con una franja magnética en la parte trasera donde se almacena la información del titular y los datos necesarios para la conexión a través de un terminal. En la parte delantera van grabados el nombre del titular, la fecha de vencimiento y el número de la tarjeta, un código único de 16 dígitos.
Continue reading