Los préstamos hipotecarios son un tipo especial de crédito en el que se aporta como garantía un inmueble que puede ser una vivienda, una nave industrial o un local comercial. El destino del dinero suele ser la compra del propio establecimento que sirve como aval, pero también se utiliza para obtener financiación para iniciar un negocio o hacer una fuerte inversión.

hipotecaEn el mercado crediticio puede encontrarse mucha variedad de hipotecas. Cada entidad bancaria suele ofrecer varias opciones para adaptarse a las necesidades de cada cliente. Los principales parámetros que generan las diferentes variantes son el porcentaje que se desea sobre el precio de tasación, la cuota o la cantidad de tiempo que costará amortizar el crédito y el tipo de interés que se va a aplicar.

Según las necesidades del cliente, el valor de tasación del inmueble que sirve como garantía, el poder adquisitivo y los ingresos del prestatario y los requisitos que imponga cada entidad, se podrá autorizar la concesión de un tipo u otro. Es conveniente también informarse en varias entidades financieras para comparar y obtener las mejores condiciones, ya que pueden variar mucho de un banco a otro.

Clasificaciones de hipotecas

Según el parámetro que elijamos para clasificar las hipotecas podremos obtener unos tipos u otros. Vamos a analizar las principales variables que sirven para clasificarlas y los tipos dentro de cada una.

  • Porcentaje sobre la tasación. Se trata de dinero que nos dará el banco sobre el precio al que ha sido tasado el inmueble que sirve de garantía. Podemos encontrar hipotecas hasta el 80%, el 100% o el 120% del valor de tasación.
  • Duración de la hipoteca. Es el tiempo que tardaremos en devolver todo el dinero más los ineteres. Suele acordarse desde el inicio, y esto condiciona la cantidad final de intereses que se pagará. Podemos encontrar dos tipos: de corta y de larga duración.
  • Tipo de interés del préstamo hipotecario. Ésta variable da lugar a muchos tipos distintos, ya que existen muchos índices que pueden aplicarse para calcular los intereses. De una forma genérica pueden resumirse en tres grupos: las hipotecas con interés fijo, con interés variable y con interés mixto.
  • Otros tipos de hipotecas. Existen otras muchas formas de clasificar los préstamos hipotecarios y, según diferentes características se pueden encontrar los prestamos hipotecarios multidivisa, con carencia, subrogados, flexibles, hipotecas cualificadas, hipotecas puente, con dación en pago, etc.

Leave a reply

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong> 

required